FERIA DE LA SALUD EN EL ISSSTE POR EL DÍA MUNDIAL DE LA HIPERTENSIÓN ARTERIAL

La Delegación del ISSSTE en Jalisco que dirige el Maestro Flavio Humberto Bernal Quezada, conmemoró de manera exitosa con una Feria de la Salud, el Día Mundial de la Hipertensión Arterial, con el objetivo de prevenir este padecimiento,  a través de fomentar estilos de vida saludables en la población jalisciense.

En la explanada del Palacio Federal de Guadalajara se instalaron módulos de servicios tales como: consulta médica, toma de presión arterial, nutrición, fisioterapia, gerontología, y podología. Además se impartió una sesión de rehabilitación cardiovascular y una macro activación física.

El Maestro Flavio Humberto Bernal Quezada, Delegado del ISSSTE en la entidad, mencionó que la hipertensión arterial es una enfermedad frecuente que afecta a un tercio de la población adulta. Se produce por el aumento de la fuerza de presión que ejerce la sangre sobre las arterias de forma sostenida. Es una enfermedad que no da síntomas durante mucho tiempo y, si no se trata, puede desencadenar complicaciones severas como infarto de corazón, accidente cerebrovascular, daño renal y ocular, entre otras complicaciones. Se puede evitar si se controla adecuadamente.

Exhortó a la población jalisciense a revisar su salud, ya que la única manera de detectar la hipertensión es su medición. Muchas personas tienen la presión arterial elevada durante años sin saberlo.

 Se considera presión arterial alta (hipertensión) cuando dicha medición máxima es mayor o igual a 140 y la mínima es de 90.  

De acuerdo con cifras de encuesta ENSANUT en 2012, la prevalencia de Hipertensión Arterial HTA en México es de 31.5% y es más alta en adultos con obesidad (42.3%), que en aquellos con índice de masa corporal normal (18.5%), y en pacientes con diabetes (65.6%), que sin esta enfermedad (27.6%).

Durante la aplicación de esta encuesta, se observó que del 100% de adultos hipertensos, el 47.3% desconocía padecer HTA ya que este padecimiento suele no tener síntomas o si los hay son muy leves, por lo que se conoce popularmente como muerte “silenciosa” al corazón, al riñón, al cerebro, a la retina y al sistema arterial.   

La hipertensión, en la mayoría de los casos, no puede curarse pero si puede controlarse. Para lograrlo debe seguirse un tratamiento regular de por vida para bajar la presión y mantenerla estable. La medicación es sólo una parte de ese tratamiento. El médico también suele recomendar, si es necesario, una alimentación saludable para perder peso, no abusar del consumo de sal y alcohol y la importancia de realizar actividad física con regularidad.

Algunos consejos para las personas con hipertensión son: Reducir el peso excedente, reducir el consumo de sal, reducir la ingesta de alcohol, realizar actividad física como pasear, correr moderadamente, nadar o andar en bicicleta, de 30 a 45 minutos, un mínimo de 3 veces por semana, también reducir el consumo de café.

Consumir alimentos ricos en potasio como legumbres, frutas y verduras, abandonar el hábito de fumar, y seguir una alimentación saludable rica en ácidos grasos poliinsaturados (pescado, maíz, soja, girasol, calabaza y nueces) y pobre en grasas saturadas (patatas fritas, productos de pastelería y grasa vacuna).

Si ya vive con hipertensión arterial,  acuda al servicio de urgencias en caso de: Dolor de cabeza muy intenso y repentino, dificultad para hablar y levantar un brazo o parálisis facial, mareos o vértigo, visión borrosa, y/o presenta dolor en el pecho o sensación de falta de aire.

Your email address will not be published. Required fields are marked *