El accidente registrado el 9 de diciembre en la carretera Tuxtla Gutiérrez–Chiapa de Corzo, en el estado de Chiapas, es investigado por la Fiscalía General de la República.

De acuerdo con el último corte otorgado por la Coordinadora Nacional de Protección Civil federal, Laura Velázquez Alzúa, el número de fallecidos asciende, hasta la mañana de este viernes 10 de diciembre, a 55 personas.

Por la magnitud del accidente, el cual ocurrió alrededor de las 16 de la tarde, el caso fue atraído por autoridades federales para su investigación, la cual será liderada por la Fiscalía General de la República (FGR).

«Por ser un lamentable caso de migrantes acaecido en una vía de comunicación Federal, la Fiscalía Especializada en materia de Derechos Humanos (FEMDH), actuará junto con la Fiscalía Especializada de Control Regional (FECOR), así como con todo el personal técnico y de apoyo que sea necesario, para llevar a cabo las diligencias correspondientes», detalló la dependencia.

El Instituto Nacional de Migración de México (INM) indicó que dará alojamiento y alimentación y, quienes acepten, Tarjetas de Visitante por Razones Humanitarias. Además, las autoridades mexicanas se harán cargo de cubrir los gastos funerarios y se facilitará la repatriación de los cuerpos.

La mañana de este viernes, Protección Civil estatal dio a conocer los nombres de las víctimas que fallecieron en los hospitales, así como el estatus de salud, nacionalidad, en su mayoría guatemalteca, y ubicación de los más de 100 heridos.

Luis Rodríguez Bucio, comandante de la Guardia Nacional, informó que el conductor del tráiler se dio a la fuga y que al interior del vehículo, en dos cajas, viajaban 166 migrantes.

De acuerdo con testigos, quienes que trasladaban a las víctimas, se dedican a la trata de personas. El delito es investigado como homicidio.